Todas las personas que hemos estado involucrados con una pareja tóxica hemos tenido la sensación de que nunca llegamos a conocerles del todo mientras estábamos con ellos.

Siempre nos rondaba en la cabeza la idea de que nos ocultaban algo, como si tuviesen una vida secreta además de la que compartían con nosotros.

 

Recuerdo una noche que iba patinando por la calle con mi ex pareja TLP y hubo un momento en que ella se adelantó. En ese momento, mientras la miraba de espaldas sin que ella fuera consciente, me di cuenta de que en cierto modo era una extraña para mí.  Yo no sabía lo que había realmente dentro de su cabeza.

 

No sabía lo que ella pensaba de verdad, no conocía sus miedos ni inquietudes (según ella no tenía miedo a nada), no conocía sus inseguridades (ella decía que no tenía inseguridades), no sabía lo que pensaba o sentía realmente sobre mí (decía que me quería pero para nada lo demostraba con actos).

Sentir esto cuando estás con una persona es algo más que una bandera roja. Con una persona sana jamás habrá lugar a que ocurra esto. Simplemente porque si les preguntas te contestarán con LA VERDAD.

Sin embargo, en lugar de considerarlo una bandera roja y actuar en consecuencia, son frecuentes los esfuerzos de la víctima por intentar romper ese muro aparentemente infranqueable.

 

Tenemos la ilusión de que llegado el momento, con la paciencia y esfuerzo necesario, se abrirán a nosotros. Disculpamos su hermetismo justificándolo con que son personas que han sufrido y a las que les cuesta abrirse a los demás (pobrecitos).

Creemos que solamente necesitamos mostrarnos dignos de su confianza, demostrarles que somos honestos transparentes e inofensivos para ellos. Entonces comprenderán que no tienen nada que temer a nuestro lado y quitarán ese muro.

Sin embargo, esto sencillamente no va a ocurrir nunca.

 

 

¿POR QUE NUNCA VAN A MOSTRARSE COMO SON EN REALIDAD?

Con el tiempo descubrí sus motivos:

1.-  El muro nunca va a caer, sencillamente porque NO LES INTERESA LO MÁS MÍNIMO que caiga. Al contrario, ese muro garantiza que vas a seguir sin saber el tipo de persona que son en realidad, y que por supuesto, no quieren que descubras (porque entonces cualquiera huiría despavorido).

Ese muro les permite ejercer en ti una fascinación enorme ya que nos atrae lo desconocido y misterioso. Despierta en nosotros el instinto de ayudadores y también de conquista al creer que detrás hay una persona necesitada que merece la pena.

 

2.- Tus intentos por hacerte confiable ante ellos y demostrarles que les vas a apoyar emocionalmente, que eres honesto, etc… solamente van a servir para que se aprovechen de ti más fácilmente. Ellos se saltarán toda moralidad posible, pero pobre de ti si eres tu el que tiene el más mínimo fallo.

 

Te tacharán de malísima persona, y es justo lo que no quieres, porque tu quieres que vean lo buena persona que eres para que se abran a ti y tener esa relación de fábula tan ansiada.

Pues bien, lo que hay detrás no tiene nada que ver con el glamour, la seguridad, el aplomo y la omnipotencia que intentan proyectar.

No hay nada misterioso ni son seres superiores al resto, de hecho, es mas bien lo contrario.

 

Si no tuviste la oportunidad de poner el ojo a través de una fisura en su muro durante la relación, probablemente ha quedado en tu recuerdo solamente la parte que ellos quisieron venderte. De ser así, y sobre todo si fuiste descartado, puedes pasar años creyendo que fueron el amor de tu vida.

 

Nada mas lejos de la realidad. Lo que ocurre es que solo conociste UNA PARTE de ellos, casualmente la que ellos quisieron enseñarte porque les interesaba.

Si pudieras por un momento entrar en su mente y ver todos sus miedos e inseguridades, toda esa imagen de personas seductoras y poderosas se vendría abajo en un santiamén. Pero nunca te lo van a poner fácil, de hecho, van a hacer absolutamente todo lo que esté a su alcance para que nunca tengas esa información.

Si dejas de un lado parcialmente el enamoramiento y les analizas de manera fría, te darás cuenta de que todos ellos cumplen estas nueve características (si, las cumplen todas).

 

 

LAS NUEVE COSAS QUE TU EX PAREJA TÓXICA NUNCA TE CONTÓ

 

1.- TENÍA UN TRAUMA NO SANADO

Todas las personas tóxicas tienen un trauma no sanado. Esta es la principal razón por la que existe su muro y que no quieren que veas. Es el motor que genera todo su comportamiento tóxico. Si te fijas, las personas tóxicas siempre hacen mucho hincapié en que ellos están siempre bien, que no les ocurre nada, que no necesitan psicólogos ni terapias…

Pues bien, esta es la causa. Dentro de ellos hay una caja de dolor que no quieren abrir (lo que HG Tudor llama “La Bestia”) y que han ido tapando con capas de narcisismo, falsa autosuficiencia, etc..

 

Todas sus conductas y su vida entera están enfocadas a tapar (que no trabajar) ese dolor interno. Y si para tapar este dolor tienen que utilizar a terceras personas de la manera más egoísta, cruel e inmoral, bueno…lo harán sin ningún tipo de remordimiento.

 

Fíjate como lo define en el libro “Deja de andar sobre cáscaras de Huevo” cuando explica las motivaciones de sus actos:

“La mayor parte del comportamiento borderline tiene relacion con una cosa: intentar hacer frente a la angustia interna”.

 

¿Si les preguntas sobre esto? Ellos están perfectamente, los que tienen el trauma son siempre los demás.

 

 

2.- SU AUTOESTIMA ERA BAJA

¿Difícil de creer cuando estás con una persona tóxica verdad? Pues sí, tienen la autoestima baja. Esto se ve perfectamente reflejado en tres de sus actitudes:

 

NECESITAN COMBUSTIBLE CONTINUAMENTE

¿Por que una persona sana no necesita extraer combustible, y una tóxica si?

Una autoestima sana hace que tengas un concepto real y positivo de ti mismo. Posees una integridad como persona, conoces tus valores y defectos por lo que no necesitas ser halagado constantemente, ni tampoco demostrar que eres superior.

En las personas tóxicas no existe este autoconcepto, por lo que necesitan constantemente nutrirse de combustible a través de personas externas. Paradójicamente esto les hace dependientes de los demás, por este motivo no toleran la soledad afectiva.

 

Así lo define en el libro Combustible, de HG Tudor.

“Los de mi especie necesitamos este combustible a menudo y repetidamente. No podemos estar mucho tiempo sin él. Tú, por tu lado, tienes tal autosuficiencia que eres capaz, como toda persona normal, de aguantar un período considerable… sin tener que recibirlo.

Intermitentes y pequeñas cantidades de combustible son enteramente satisfactorias para ti y recibirlo es un proceso pasivo. Tú no sales en su búsqueda. Te es agradable cuando lo recibes, pero no sientes el deseo primordial de recibirlo. Nosotros, por el contrario, no sólo debemos recibirlo, sino que también debemos salir a buscarlo, cazarlo, cultivarlo y cosecharlo.”

 

NECESITAN APARENTAR PSEUDOAUTOESTIMA

Una persona segura de si misma no necesita rebajar a los demás ni sentirse por encima de ellos. Sin embargo, cuando secretamente te sientes inferior a los demás, vas a intentar aparentar lo que Nathaniel Branden denomina Pseudoautoestima en su libro Los seis pilares de la autoestima:

“Algunas veces la autoestima se confunde con ser jactancioso, fanfarrón o arrogante; pero tales rasgos no reflejan una gran autoestima, sino una muy pequeña. Las personas con una autoestima alta no se comportan de una forma superior a los demas.

La pseudoautoestima es la ilusión de tener una eficacia y dignidad fuera de la realidad…una autoprotección para disminuir la ansiedad y proporcionarnos un sentido falso de seguridad…

En vez de buscar la autoestima a través del conocimiento, la responsabilidad, la integridad, la buscamos por medio de la popularidad, de adquisiciones materiales o proezas sexuales.”

 

REACCIONAN CON LA IRA NARCISISTA

Para encajar una crítica constructiva, debes ser una persona con una autoestima sana. Te conoces a ti mismo, sabes que posees defectos y virtudes como todo ser humano.

No tienes inconveniente en reconocer tus errores porque sabes que los compensas con tus virtudes y que tu persona es la mezcla global de todos ellos.

Sin embargo, una persona tóxica no posee este sentido de identidad.

Ellos saben de alguna manera que hay algo malo dentro de sí mismos y no pueden permitir que nadie cuestione su imagen de perfección.

Según su mente, si alguien pone encima de la mesa un defecto suyo, es un atentado contra esa imagen tan cuidadamente elaborada, lo cual podría descubrir su pobre autoestima.

¿Cómo reaccionan ante esto? Con la ira narcisista. Van a arremeter contra ti de la manera que más daño pueda causarte para que no vuelvas a atreverte a cuestionar su perfección.

 

3.- TENÍA MIEDO A SER DESCUBIERTA

Muy en el fondo de su mente, las personas tóxicas saben que son defectuosas. Saben que no son como los demás y por eso necesitan ocultar esta realidad cuando se relacionan con su entorno.

Este miedo a que les descubras y les abandones está siempre presente. Es el motivo por el que buscan a personas codependientes para sus relaciones, ya que saben que va a ser muy difícil que sean capaces de abandonarles pese al maltrato sufrido.

 

En “Deja de andar sobre cáscaras de Huevo” lo define así:

“Desde tu punto de vista, la persona con TLP tiene el control…tu solo estas girando alrededor, mareandote progresivamente más y mas. Pero desde el punto de vista de el, tú eres el unico con todo el poder.

No puede predecir como vas a reaccionar a su comportamiento. ¿ Seguirás moviendote al compas de la musica? ¿Será esta vez la vez en la que abandones y te vayas a casa para siempre?

Una vez que te hayas ido, él dejará de existir porque no tiene identidad por sí mismo.  Sintiéndose desamparado ante sus propias emociones e impredecibles reacciones, puede intentar tomar el control de la unica manera que conoce, actuando de formas que para ti, parecen intensamente manipuladoras.”

 

Esto se demuestra cuando te armas de valor y vas a dejarles entonces van a utilizar todo su arsenal para conseguir que regreses (hoovering).

Sin embargo hacen esto porque se hayan dado cuenta de que estaban equivocados, sino porque entran en pánico al darse cuenta de que pierden su fuente de combustible.

 

 

4.- LE DABA MIEDO LA SOLEDAD AFECTIVA

Aunque te venden lo contrario, que son fuertes y autosuficientes, en realidad son cobardes incapaces de enfrentar la soledad afectiva.

Esto, unido al punto anterior, el temor a ser descubiertos, hace que siempre tengan cerca “satélites” orbitando alrededor de ellos. Terceras personas con las que triangulan y que siempre se aseguran de tener a mano por si la relación principal falla.

Su pensamiento es “soy defectuoso y tarde o temprano se dará cuenta y me abandonará, por lo que voy a cubrir mis espaldas por si esto ocurre. Y si siento que está comenzando a darse cuenta, entonces lo descartaré yo antes que el a mi”.

 

Una persona madura y fuerte de verdad no teme tener una época de soledad afectiva después de una ruptura. Apuestan de verdad por una pareja asumiendo que si la relación se termina, no tienen otro salvavidas que su propio soporte emocional.

Una persona débil necesita no uno, sino cuantos más salvavidas mejor. Quedarse solos después de una ruptura implica tener que mirar hacia su interior y eso es algo que necesitan evitar a toda cosa porque tendrían que enfrentarse a su vacío crónico.

 

5.- SU INTENSIDAD ERA UNA HUIDA HACIA DELANTE

Debajo de su intensidad, ganas de vivir, hiperactividad… lo único que había era un intento de huir de su dolor.

Esto está perfectamente definido en Deja de andar sobre cáscaras de Huevo cuando define la impulsividad de los TLP

“Si una persona se siente vacía y ansiosa la mayor parte del tiempo, las actividades placenteras son una diversión bienvenida”

Cuando se trata de un nivel alto de disfuncionalidad se dan abusos de drogas, trastornos alimentarios, promiscuidad, etc…

Fíjate bien en que se ponen muy nerviosos cuando tienen por ejemplo un día entero (o unas horas) por delante sin nada con que llenar su tiempo y evadir su mente.

A todas mis ex parejas tóxicas les entraba verdadera angustia cuando esto ocurría y no se detenían hasta que encontraban un plan con el que llenar su tiempo muerto y evitar así tener que mirar sus problemas emocionales.

 

 

6.- ERA INCAPAZ DE SENTIR EMPATÍA

Te vendieron que eran capaces de todo. Sin embargo, hay algo importantísimo en lo que ellos tienen un vacío, sentir empatía hacia los demás.

Son analfabetos emocionales en este sentido, pero nunca hablaron contigo sobre este tema porque no les interesaba.

Reconocer esta incapacidad es algo que nunca jamás van a hacer, pero que viste reflejado en sus actos a diario.

No te preguntaban que tal te encontrabas, ni acerca de aquel problema con el que estabas lidiando, o aquel familiar que se encontraba ingresado en el hospital…

No lo hacían porque sencillamente son incapaces de sentir empatía. Sin embargo, SABEN que socialmente es correcto mostrar empatía hacia los demás.

 

Saben que si una persona se cae al suelo cerca de ellos, las personas normales se acercan y le ayudan a levantarse. Saben que si no actúan de manera similar, alguien puede sospechar, por lo que aprenden e imitan estos comportamientos.

Pero no lo sienten. Tú como su pareja íntima lo has podido comprobar en multitud de ocasiones donde ellos no tenían necesidad de disimular (normalmente de puertas para adentro).

 

7.- SUS RELACIONES ERAN TODAS SUPERFICIALES

Aparentaban tener mucha vida social y lazos fuertes con los demás. Sin embargo, cuando analizas cada una de las relaciones que mantenían con sus familiares y amigos te das cuenta de que en realidad se limitaban a la superficie.

La empatía es el “pegamento” que sirve para unir a las personas en las relaciones. Es imposible que vayas a crear una unión fuerte con alguien cuando sus problemas no te importan, cuando su dolor no te duele, cuando sus metas no te alegran.

 

En un primer momento son capaces de seducir a la gente de su entorno aparentando alegría, dinamismo y seguridad. Sin embargo, cuando estás cerca de ellos el tiempo suficiente, te das cuenta de que no puedes contar con su apoyo porque son tremendamente egoístas.

Esto hace que vayan “saltando” de grupo en grupo. Cuando han descubierto su máscara necesitan a nuevas personas a las que engañar. Así van repitiendo el mismo ciclo una y otra vez.

Obviamente esto no pueden hacerlo con su familia, que les conocen bien. Generalmente con ellos van a tener una relación conflictiva, distante y fría.

 

8.- TE TENÍAN ENVIDIA

Aunque te devalúen constantemente y se esfuercen en hacerse los superiores a ti, en el fondo tenían envidia hacia tu persona. Tienes algo que ellos nunca jamás tendrán, la capacidad de comprender lo que la otra persona está sintiendo y conectar con ella.

Los individuos tóxicos siempre eligen a víctimas tremendamente empáticas.

Imagínate lo que debe suponer que seas incapaz de sentir empatía hacia los demás. Saber que nunca vas a poder tener una relación auténtica porque a tu cerebro le falta esta parte y eso te va a distanciar del resto.

 

Recuerdo que mi ex pareja TLP fue a consultar las notas de un examen con una compañera de clase. Mientras ella había aprobado, su compañera suspendió.

En esta circunstancia, es mas que normal controlar la alegría por tu aprobado a favor de la otra persona que ha suspendido el examen. Obviamente ella no hizo nada de esto y se puso a saltar de alegría en medio del pasillo.

¿Le acercó esto a su amiga? Desde luego que no.

 

9.- SE SENTÍAN SOLOS

Finalmente estas personas se sienten siempre solas. Debido a su incapacidad para sentir empatía por los demás, nunca jamás podrán establecer relaciones sinceras y profundas. Nunca tendrán una amistad real con nadie porque cualquier persona que les llegue a conocer de verdad no querrá estar cerca de ellos.

Nadie quiere estar cerca de alguien a quien tus problemas no le importan, a quien no puedes pedir apoyo emocional real, a quien no es capaz de sacrificarse por los demás cuando es necesario.

 

Como seres humanos sociales, todos buscamos estar dentro de un círculo de personas en la cuales podemos confiar, que sabemos no van a atacarnos, que no van a usar nuestras debilidades en nuestra contra. Que van a escuchar y comprender nuestras preocupaciones e inseguridades.

 

Una persona egoísta y egocéntrica centrada solamente en conseguir lo que a ella le importa sin tener en cuenta si para conseguirlo perjudica a los demás, es una persona que va a terminar sola.

Solamente evadirán esta soledad si consiguen atrapar a un codependiente extremo, el cual les entregará todo a pesar de ser maltratado y nunca será capaz de abandonarles. Y esta, como dice Ross Rossenberg (autor de El síndrome del Imán humano), es la historia más triste de todas (para el codependiente claro).

 

 

 

 

 


12 comentarios

Jon · 30 junio, 2021 a las 20:56

De los mejores articulos que he leido,verdades como puños,se me saltaban las lagrimas ya que me has echo retrodecer a lo que vivi,punto por punto,coma por coma. A mi la broma me costo un carcinoma en la piel,perder el trabajo por su culpa y casi dos años de terapia con ansiedades,depresiones…

Hoy en dia no estoy del todo recuperado pero ya voy tirando para adelante, a mi lo duro me vino despues de huir,el post-escape, basicamente se dedico a provocarme via redes sociales para que reaccionara o ponerme celoso,algo que nunca he entendido ya que al tratarme como a una mierda y buscarse otro, no entiendo porque hace eso,a mi hay dos cosas que si me siguen sembrando dudas..a estas personas en el ambito laboral las acaban calando? yo creo que SI..y la otra…a veces pienso que en el fondo no valoran lo que tienen mientras lo tienen,y luego cuando lo pierden en el fondo se dan cuenta de la gran cagada que han echo..no se es una percepcion mia igual estoy equivocado…fantastico articulo lo he leido como 5 veces,muchisima calidad.

    David · 1 julio, 2021 a las 21:23

    Hola Jon, gracias por tu comentario.

    Te entiendo perfectamente ya que una de estas relaciones genera tremendo dolor físico y emocional que se manifiesta muchas veces en somatizaciones de este tipo.

    En cuanto a que ella te busque pese a estar con otra persona, está perfectamente descrito en el último libro que he leido, Exorcismo (tienes los detalles en la sección Biblioteca).

    Aunque tengan una nueva víctima, nunca le cierran la puerta a la anterior por si en algún momento necesitaran abusar de ella. Es por eso que ella se dedicó a provocarte buscando tu reacción de alguna manera (para obtener combustible).

    En cuanto a las preguntas que formulas, justamente hace pocos días tuve una consulta con la ex pareja de una persona tóxica donde me explicó que a ella en su anterior trabajo le pincharon las ruedas del coche. Obviamente su personalidad tóxica no es solo contigo, lo manifiestan con cada persona con la que tratan, pero solamente aquellos que se acercan son los que pueden ver su verdadera cara.

    Cualquier persona que intime con ellos lo suficiente va a acabar dandose cuenta del tipo de seres que son en realidad, tanto en el trabajo como en círculo de amistades etc.

    En cuanto a lo que comentas de que se den cuenta de lo que han perdido, desgraciadamente no es así. Ellos no te buscan de nuevo porque se hayan dado cuenta de lo mucho que vales, simplemente te hacen un hoovering porque quieren demostrarse que aun siguen teniendo poder sobre ti.

    Quieren saber que todavía son capaces de hacerte abrir la puerta de nuevo, que aun son capaces de generar respuestas emocionales en tí. Pero esto no tienen nada que ver con que les importes tu ni nadie. Ellos solamente valoran a las personas en funcion de lo que pueden extraer de ellas.

Albert · 30 junio, 2021 a las 21:10

Aprovecho para agradecer a David la consulta telefónica. Realmente de gran ayuda, es la primera vez en meses que hablo con alguien que entiende realmente lo que me está pasando y la lucha que estoy librando. He ido al psicólogo y he salido terriblemente frustrado al ver que no estaba entendiendo nada y tratando mi caso como una simple ruptura “normal”.

Igual con mis familiares directos para los cuales mi ex era una persona muy agradable y educado.

Hasta hoy pensaba que yo podía ser el culpable o la persona tóxica. Luego al hablarlo y ver que en tantos casos iguales al mío se repite el mismo patrón y que tanta gente pasa y ha pasado por lo mismo que yo me quedo mucho más tranquilo.

Muchas gracias David por tu atención y por los artículos que publicas en esta página.

Un saludo.

John · 5 julio, 2021 a las 10:49

A finales de enero mi ex pareja me descartó por otro y acabé destrozado y empecé a buscar información porque no entendía lo que había vivido durante 12 años.
Descubrí este blog, buscando respuestas a lo que había vivido con mi ex.

Mientras más iba leyendo los artículos más iba comprendiendo lo que había pasado. 

Decidí tener una consulta con David y recuerdo que por primera vez había alguien que me entendía, que podía poner nombre a lo que me habían hecho y por lo que estaba pasando. Tuve varias consultas más, las cuales me ayudaron mucho ya que me hizo ver que todo iría a mejor, aunque a mi me costaba creer que algún día consiguiera levantar cabeza, pero el ver que el propio David si que confiaba en mí y me animaba a que lo conseguiría fue un gran empujón. 

Pues seis meses después puedo decir que estoy mucho mejor, que estoy feliz, que tengo ganas de hacer cosas, de salir, de pasarlo bien, de reír. Voy con cautela porque se que todavía me queda por sanar, pero ya no estoy metido en ese bucle infinito que me hacía estar mal por una persona que me destrozó una y otra vez.

Y tengo claro el día que me di cuenta que estaba bien y que iba por buen camino. Fue el día que intentó hacerme un Hoovering, fue hace un mes cuando me mandó un primer mail preguntándome como estaba..
En el último mes me ha escrito como 5 mails más diciéndome que quería tener contacto conmigo, que soy una persona importante, me mandó una foto, o me hablaba de cosas como si fueramos amigos y no hubiera pasado nada. Tuve claro que no le iba a contestar y eso hice, me sentí genial y fue cuando supe que esa persona no va a entrar más en mi vida.
Como cambian las cosas cuando estás informado y pasas el duelo, hace unos meses le hubiera contestado de cabeza y ahora no, no quiero saber absolutamente nada de la persona que me metió en el pozo. 
Te lo he dicho muchas veces David, te estoy muy agradecido por haberme ayudado en esta travesía. Que suerte tuve el día que encontré por casualidad el blog y pude tener aquella primera charla contigo.

Dok · 7 julio, 2021 a las 15:49

Hola David, me parece muy acertado tu blog y de gran ayuda, ya te lo dije en otra ocasión, y tras haber tenido una relación con una TLP, si me lo permites me gustaría aportar mis reflexiones, fruto de esta relación tóxica. Muchos saludos.

ENTENDIENDO LA RELACIÓN TÓXICA

Cuando te dejas seducir por un TLP, eres un individuo que está en busca de emociones fuertes. Por así decirlo, te gustan los “deportes de riesgo” en el amor.

Partimos de que el TLP es una persona extrema por definición, y en este caso al entrar en su juego, precisamente es eso lo que nos seduce, pasión desbordante acompañada de intensos periodos de lejanía y humillación.

Los SEDUCIDOS, los llamaré así a partir de ahora, somos los arriesgados aventureros que nos adentramos en un campo lleno de margaritas donde nos pasamos el tiempo desojándolas, sufriendo con el “me quiere” “no me quiere”.

El SEDUCIDO busca emociones fuertes, y sin ninguna duda las encuentra en el TLP, pero esta búsqueda no es la común de los mortales, la mayoría de las personas en el amor quieren encontrar una persona con caractéres complementarios en los que aportarse mutuamente, e ir juntos de la mano por este mundo de Dios.

Con todo esto, sin querer romper una lanza por los TLP, quiero decir que el SEDUCIDO también es extremo en su forma, sus circuitos cerebrales necesitan potentes estímulos para generar los neurotransmisores que alimenten unos esquemas mentales donde predominan la pasión y la fascinación, que en el SEDUCIDO tienen mas peso que en las personas que nunca se dejaran seducir por un TLP. Los NO SEDUCIDOS existen y son la mayoría, los saben los TLP, por eso siempre acaban con un SEDUCIDO.

Los TLP son tóxicos sin ninguna duda, pero los SEDUCIDOS son también tóxicos a su manera, porque como al ludópata, les gusta jugar al juego “Humillación y Recompensa”, y utilizan la humillación de manera casi consciente, como un as en la manga para seguir en la partida.

    David · 7 julio, 2021 a las 21:08

    Hola Dok, gracias por compartir tu reflexión.

    Lo que comentas como “seducidos” puede ser un porcentaje de las víctimas de personas TLP, pero bajo mi punto de vista, es solo uno muy pequeño.

    Lo que denominas seducidos son con toda probabilidad personas PAS buscadores de sensaciones…y si, pueden caer en la trampa de buscar esas emociones fuertes a través de conocer a una persona tóxica (y se las va a proporcionar, desde luego).

    Sin embargo, para el resto que no sean BS, esto es lo que pienso:

    – Piensa en los camellos que regalan droga en los años 80 a los chavales que estaban jugando tan tranquilos con su bicicleta. Claro que los chavales se vuelven adictos, pero después de que les hayan puesto la droga en los morros. Estos chicos no buscaban emociones fuertes. Simplemente una tercera persona a la que les interesaba su dinero, les proporcionó una droga primero de forma gratuita (love bombing), porque sabía que una vez que la probasen, suplicarían por ella y la pagarían al precio que fuera.

    Muchos de estos chavales habrían seguido jugando con su bicicleta tan contentos si no aparece este camello que lo único que quiere es hacerse rico a costa de generar adicciones en los demás.

    – He leido mas de 700 testimonios y mas de 40 consultas, y es muy frecuente que sea la persona TLP la que se acerque a su objetivo, y no al revés. Incluso personas que estaban conociendo a alguien, han sido asediadas por el tlp que no ha cesado hasta que les ha hecho caer en su juego. Obviamente estas personas no estaban buscando ningún tipo de emoción. Simplemente se acercó una persona que se hizo pasar por el amor de su vida y debido a que no tenían la información necesaria, cayeron en la trampa. Es como si eres un cordero y nunca has visto antes un lobo ni sabes reconocerlo.

    – Por otro lado, es difícil resistirse a una bonita historia de amor para cualquier ser humano. Ellos te ofrecen lo que en Exorcismo llama el amor 2.0. Muchas personas van a caer engañadas porque piensan que se trata realmente de su alma gemela a la que por fin han encontrado. La historia romántica que aparece en todas las películas de amor.

    Si un día te levantas de la cama y vas a tomar cocaína, SABES que vas a por emociones fuertes, sabes que vas a introducir una droga en tu organismo. Sin embargo, conocer al supuesto amor de tu vida no parece tener nada que ver con tomar una droga dura a priori, parece algo natural. Por tanto, aquel que no conozca nada sobre este tipo de personas tóxicas lo más fácil es que caiga de cabeza, pero no porque busque emociones fuertes, sino porque simplemente cree que ha tenido la tremenda suerte de conocer a su pareja perfecta.

    – Por otro lado, es muy tipico que la pareja del TLP intente escapar de la relación cuando se da cuenta del tremendo daño que supone. Es ahí cuando van a intentar por todos los medios que no te marches, prometiendote que van a cambiar y utilizando el hoovering. Si estás intentando escapar de la relación no estás buscando emociones fuertes, estás intentando moverte al lado sano, no estás buscando jugar a ningun juego ni quieres seguir en ninguna partida. Sin embargo son ellos los que van a jugar sucio a través de mentiras y falsas promesas para que te quedes.

      Dok · 8 julio, 2021 a las 07:58

      Hola David, como siempre estas acertado en lo que me respondes, aunque discrepo contigo en algunas cuestiones.

      Respecto al ejemplo del camello que ofrece droga a los niños en la calle, aporto también un ejemplo en mi opinión mas pragmático.

      El alcohol, como bebida, es una de las drogas mas potentes que hay, al alcance de todo el mundo, pero solo un porcentaje muy pequeño de las personas que lo consumen se convierten en alcohólicos dependientes. Esto sucede porque en algunas personas existen una serie de estructuras cerebrales que tienden a generar dependencia de los tóxicos, unido a factores sociobiográficos y de desarrollo psicopersonal.

      Los individuos que al romanticismo le conceden una gran importancia, son facilmente seducibles, porque la presencia de los circuitos cerebrales a ese nivel, por cuestiones parecidas al ejemplo anterior, ocupan en su cerebro una parte importante y el contacto con un TLP inmediatamente genera los neurotransmisores que estimulan estas áreas, entrando en un circulo vicioso dependiente de recompensa/humillación.

      El TLP es como un depredador a la caza que se acerca al borde del rio donde beben todos los animales. El depredador detecta rápidamente que víctimas estan a su alcance. Si al lado del elefante que esta bebiendo se encuentra un antílope, logicamente atacará al antílope, no al elefante.

      El TLP tiene un olfato especial para detectar a sus víctimas, y como en todo cazador su carrera esta plagada de cacerías inútiles o fracasadas. Solo los que hemos sido “cazados”, podemos contar esta historia.

      Un afectuoso saludo David

Roberto · 20 julio, 2021 a las 11:45

Mi relación tóxica nunca llegó a dejar caer el muro ni a ser sincera, ni siguiera después de su descarte definitivo (fue ella quien rompió sino yo seguiría enganchado).

Sospecho que porque NUNCA quieren deshacerse del poder sobre ti, si siquiera cuando ya no les interesas lo más mínimo, poner sobre la mesa como son y sus mentiras es dejarte libre, eso en su egoísmo no puede ser.

    David · 21 julio, 2021 a las 16:34

    Excelente aporte Roberto.

    Efectivamente es así. Nunca jamás van a poner sus cartas encima de la mesa. Su juego de manipulación, seducción y tregiversación es su sustento, su modo de vida. Renunciar a eso sería admitir que son ciertas estas 9 características suyas, y eso es algo que sencillamente no van a hacer nunca.

    No van a querer perder el poder sobre tí nunca, porque una vez has sido infectado (como define en Exorcismo), mantener ese enganche para ellos es muy “barato”. Si necesitan utilizarte de nuevo, allí estarás, añorando la luna de miel y deseando que regresen para obtener respuestas. Te abusarán de nuevo y despues repetirán el mismo ciclo otra vez.

    Y si no te llegan a necesitar, bueno, entonces les basta con dejarte a un lado sin importar el daño que te han causado y seguir alegremente a por la próxima victima.

    Así son las personas tóxicas.

Mireia · 20 agosto, 2021 a las 11:18

Hola a todos, muy esclarecedor esta entrada del blog, Mi relación con el narcisista tuvo lugar hace tiempo, pero por circunstancias de desconocer su transtorno (hasta el año pasado no lo comprendí, ni siquiera había oido hablar de este tema) seguí en contacto esporádico con ´él durante años, ya como “amigos” y en redes sociales, hasta que el año pasado lo descarté definitivamente.

Toda la razón en lo que dice este artículo. Ahora me doy cuenta de que nunca lo conocí realmente. Te envuelven con su palabrería, sus declaraciones de amor y perfección, y nunca revelan miedos, sentimientos de inseguridad, lo normal en una relación cuando te estás conociendo.
Efectivamente cada vez que no le prestaba atención, o tenía una fuente de alegría ajena a él, me castigaba o me mostraba desprecio o desinterés.

Su descarte vino motivado por mi intento de descarte ante sus agresiones continuadas. A mí me vació completamente al final de mi esencia, yo que era vital, apasionada, confiada, feliz… acabé insegura, acomplejada, sintiéndome poco atractiva, y desde luego pensando que la culpa había sido mía, que si al principio yo le parecía perfecta es que luego no había sabido estar a la altura, que lo había descuidado… un horror.

Humillaciones en público, ya sin ser pareja, y manipulaciones a través de las redes sociales en plan te pongo atención, luego te la quito. Luego vuelven con el maldito hoovering, les da igual a los meses, a los años… vuelven.

En mi caso, después de muchos meses de contacto 0, sigue intentando contactar allá por donde puede. Este en concreto está desbaratado, se ha quedado a la vez sin varias fuentes de combustible.

Hay que mantenerse muy fuerte. No cedáis, son un fraude de persona, nunca os van a ver aunque os miren. Y el tratamiento es muy largo, muy complejo, y con muy pocos resultados, aprenden a manejarse con conductas más “normales” pero van a seguir sin sentir empatía y sin veros, apreciaros,admiraros de verdad.

Nunca van a estar de verdad cuando los necesitéis. No saben, no les interesa. Su posible mejoría ya no es cosa nuestra. Enfocaos en vosotros.

Un fuerte abrazo.

David · 20 agosto, 2021 a las 16:42

Hola de nuevo Mireia, y muchísimas gracias por tu valioso aporte.

No puedo nada mas que confirmar todas y cada una de tus palabras. Es exactamente así. Aunque cuando estás viviendo la relación te parece una historia única, en realidad son todas calcadas unas de otras.

Sus manipulaciones y su manera de actuar son siempre las mismas. En realidad cuando consigues coger la distancia suficiente y sacudirte de encima el enamoramiento, te das cuenta de que son personas inseguras e inmaduras emocionalmente.

Es de especial interés ver como se comportan cuando se han quedado sin fuentes de combustible y van “a la desesperada” buscando cualquier fuente posibla. Por ejemplo mi ex pareja TLP, que después de 7 años de contacto 0, me escribió un email durante la pandemia como si fueramos viejos amigos.

En tu caso, es frecuente que si detectan que vas a dejarles, lo hagan ellos de manera apresurada para ser “los que te han dejado a ti” y no al revés.

Como bien dices, no van a mejorar, no van a cambiar. Son unos mentirosos. Por eso el mejor consejo es siempre poner tierra de por medio.

Mireia · 21 agosto, 2021 a las 19:02

Hola de bueno, añadir también que estéis muy atentos al momento del descarte y después, porque veréis sin atisbo de duda lo que son.

Ahora soy capaz de interpretar bien la brutalidad del descarte. Con una persona sana puedes romper una relación y hay tristeza por ambas partes, hay diálogo, y deseo de hacerse el menor daño posible. Hay respeto y afecto aunque ya no haya amor.
Ahora lo veo con tal claridad… y para mí algo que me hizo click en su día y gracias a ello no caí en su Segundo hoovering fue semanas después del descarte, en un encuentro casual por la calle.

Yo me acerqué a hablarle con normalidad aunque con el corazón roto, con intención solo de saludarlo , y fue tal su frialdad, sus prisas… su crueldad, que fue un shock enorme. Con el agravante de que el día del descarte él me había dicho de quedar como amigos, que nos llamábamos… me quedé rota, sin entender por qué sí siempre me había portado bien con él merecía ese desprecio por parte de alguien que supuestamente me había amado tanto poco tiempo atrás…
porque tú puedes dejar de sentir amor por alguien pero puedes seguir sintiendo afecto por el tiempo compartido.

Aquí no había nada. Solo frialdad, aquí ves lo que son cuando ya no les interesan. Han pasado página y te borran. Al menos hasta el siguiente intento de hoovering, son unos caraduras impresionantes, y es cuando vuelves a pensar que una persona sana intenta no joder a su ex pareja, que es lo que hacen con estos acercamientos posteriores con los que te quieren desestabilizar, al revés, intenta evitarle dolor innecesario honrando la relación que tuvieron.
Un saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!