Últimamente, el concepto de persona tóxica se ha generalizado bastante, es frecuente escucharlo en el trabajo, en la calle… pero ¿qué significa para mi este término exactamente?¿ Que tipo de personas hay detrás? ¿Podemos ser todos tóxicos en algun momento de nuestras vidas?

 

Si has leído algunos de mis artículos, e incluso el nombre de este sitio web, hace referencia constantemente a personas tóxicas.

Pero qué considero como persona tóxica, ¿es un cajón de sastre donde tiene cabida todo aquel que nos ha hecho daño o no ha actuado como nosotros consideramos?

Nada mas lejos de la realidad.

Según la psicología tradicional, existen ciertas enfermedades y trastornos mentales definidas. Las personas que las padecen tienen unos comportamientos “especiales” que se salen de lo normal. Algunas de estas enfermedades mentales son el Trastorno Límite de Personalidad, Trastorno Narcisista, Trastorno Psicopático, etc…

 

Este tipo de personas, debido a la enfermedad mental que poseen, es casi seguro que al 99% van a ser tóxicas con las personas con las que se relacionen.

Sin embargo, estas enfermedades no son cajones de costura únicos y de límites definidos. Se puede tener varias enfermedades mentales en diversos grados.

Incluso puede haber personas que sin llegar a tener el trastorno de manera clínica, posean muchos rasgos de uno de ellos o varios. Pueden tener una vida funcional y sin embargo ser personas desequilibradas (sobre todo se manifiesta en las relaciones íntimas).

Este es el tipo que considero más peligroso, los abusadores encubiertos, y por los que comencé a hacer esta web.

Personas que tienen un exterior deslumbrante, pero que son una bomba de relojería para cualquiera que intente acercarse a ellos.

Aunque existen otros tipos de trastorno como el paranoide, esquizoide, antisocial, etc… por su naturaleza, esas personas no resultan atractivas en un primer momento por lo que tienen menos probabilidades de convertirse en depredadores emocionales.

En cambio, nunca faltará quien se acerque a “ayudar” a un TLP o a un Narcisista, fascinados por su aparente energía e intensidad iniciales.

 

¿QUE TIPOS DE PERSONAS TÓXICAS EXISTEN?

Utilizo el término de persona tóxica, porque he comprobado que venga de donde venga la toxicidad de esta persona, las técnicas de manipulación, sus argumentos y los efectos que tienen sobre la persona abusada SON SIEMPRE LOS MISMOS.

Para mí, una persona tóxica es aquella que posee un marcado comportamiento abusivo, vulnera tus límites repetidamente y no respeta a los demás. Exhibe patrones de conducta repetidamente dañinos y no se hace cargo de sus actos ni del daño que provoca. No tienen empatía alguna y solamente se preocupan por ellos mismos.

Son personas que han sufrido abusos en su infancia, o alguna situación traumática en su pasado (o ambas).

Para protegerlos de este daño, su cerebro activó lo que llamo el “modo supervivencia”.

 

¿QUE ES EL MODO SUPERVIVENCIA?

Para nuestro cerebro, lo más importante por encima de todo lo demás es nuestra propia supervivencia. Pese a que en la actualidad vivimos en una sociedad de confort, nuestros antepasados han estado centrados durante millones de años en una única cosa. Sobrevivir.

Obviamente esta evolución se refleja en nuestras conductas actuales. Nuestro fin último y más básico es la supervivencia.

Una persona ha podido verse en situaciones muy dolorosas en el pasado, y no tenía herramientas o recursos para hacerlas frente en aquel momento.

Para ser capaces de sobrevivir aquella situación, el cerebro activó el modo supervivencia, donde el objetivo principal y todos los recursos disponibles (coqueteo, engaño, mentira, agresividad), se destinaron exclusivamente a evadir ese dolor con las estrategias que fueran necesarias.

Esta es la solución menos mala para ellos, y les permite no hundirse ante estos ataques o situaciones. Es como una coraza que les permite mantenerse funcionales a pesar de ese dolor.

Con el tiempo, este modo de supervivencia, pasa a ser su manera de ser, se queda tan incrustado en ellos que ya no son capaces de volver al «modo normal».

Sin embargo, estar en modo supervivencia, tiene otras repercusiones o efectos secundarios. El problema es que estos efectos colaterales afectan más a las personas que intentan acercarse a ellos que a ellos mismos.

Es por este motivo, que la red está plagada de testimonios de individuos que se involucraron con una persona tóxica, pero encontrarás muy pocos borderline o narcisistas. Son relaciones en las que uno toma, y el otro da. El que toma y toma, no tiene necesidad de buscar ayuda. El que da y da, lógicamente acaba hundiéndose.

 

Esto los hace personas encerradas en su propia coraza, donde se sienten seguros, pero que esa misma coraza daña y hiere a todo aquel que intenta acercarse a ellos. De la misma manera, les impide establecer una relación sana y recíproca.

 

Algunas características de una persona que se encuentra en modo supervivencia:

– SON EGOÍSTAS: No pueden permitirse pensar en los demás ya que ellos sienten dolor.

– PUEDEN CAER EN EL NARCISISMO: Los abusos sufridos en la infancia dejan una autoestima pobre. La solución rápida a esto es presentarse al mundo como una persona omnipotente, esto tapa temporalmente esos sentimientos de inferioridad. Por supuesto forma parte de este narcisismo jamás reconocer un error. La culpa siempre es de los demás.

POCA O NINGUNA EMPATÍA: Ellos están centrados en su propio malestar y en como salir de el, por eso no pueden ocuparse mucho de los problemas de los demás, bastante tienen ya con los suyos. De hecho, si les pides empatía y compasión, pueden reaccionar agresivamente.

– NO SON PERSONAS COMPASIVAS: No sienten necesidad de aliviar el dolor de las personas cercanas. Al fin y al cabo, si ellos sienten dolor y les han hecho daño, que se apañe cada uno con lo suyo.

– PUEDEN SER IMPULSIVOS Y CAPRICHOSOS: Para tapar su malestar interior, es frecuente que utilicen todo aquello a su alcance, desde drogas, actividades estimulantes, hasta una relación (este es el peor caso porque involucran a otra persona). Para ellos todo está justificado ya que así se sienten mejor temporalmente.

– SON ARTISTAS DE LA PALABRA: Para encubrir sus comportamientos “cuestionables”, desarrollan una tremenda capacidad de argumentación.

– SIN OBJETIVOS A LARGO PLAZO: Su objetivo es sobrevivir y evadirse de su dolor. Están demasiado centrados en esto, por lo que nunca tienen proyectos reales a largo plazo.

– TIENEN RELACIONES SUPERFICIALES: Si te fijas, las relaciones que tienen con su familia y amigos son superficiales. Presumen de tener buenas amistades, pero cuando les observas de cerca, en realidad no construyen conexiones fuertes. Ellos solamente establecen uniones para extraer algo que les interesa, sin permitir que indaguen demasiado en su interior.

 

El hecho es que, salvo pequeñas diferencias, vas a tener que actuar de la misma manera contra un TLP, un Narcisista o un Psicópata. Todos ellos se encuentran con el modo supervivencia activado.

Por otro lado, en lo que a mi respecta, me es indiferente de donde viene su comportamiento. Simplemente si una persona me está haciendo daño en una relación y tratándome de manera indigna, le doy la oportunidad de cambiarlo.

Si aun asi siguie asi, entonces me marcho. Me da igual si es por un trastorno ni del tipo que sea. Me marcho y no quiero volver a ver a esa persona nunca más.

El entender de donde viene su toxicidad puede ser alimento para tu cerebro en un determinado momento. Al fin y al cabo todos necesitamos darle un sentido a lo que nos ocurre o ha ocurrido.

Sin embargo, si les das la oportunidad de cambiar y no lo hacen, tienes que salir de allí cuanto antes.

 

¿PUEDE CAMBIAR LA PERSONA TÓXICA?

Es importante que entiendas que desde su punto de vista, sus conductas tienen toda la lógica. De hecho defenderán su estado mental con uñas y dientes ya que es lo que les permite sobrevivir. Si pretendes que sientan empatía, que se ocupen de los demás, etc… ellos lo interpretarán como que estás intentando socavar su pilar principal, y es por eso que arremeterán con tremenda furia contra ti.

Es por eso que estas personas son tan complicadas en terapia. Salir de ese estado mental pasa por quitarse la coraza con la que se sienten protegidos, y eso para ellos es aterrador. Es un proceso muy complejo que requiere de su propia iniciativa, y de una terapia ardua e intensa.

Pueden utilizarlo como truco para mantenerte a su lado cuando ven que irremediablemente les has descubierto y te vas a marchar.

Incluso los pocos que llegan a reconocerlo y empiezan a trabajarse, vuelven una y otra vez  a caer en los mismos patrones. Para ellos es su modo de vida.  De hecho, son capaces de manipular al propio terapeuta si este no tiene experiencia suficiente (lo he visto con mis propios ojos…lo hacen).

La idea de que solamente son personas heridas que necesitan tu afecto, te llevará a caer al más negro de los abismos (te lo digo por experiencia propia). Lo que ocurrirá es que tu te hundirás intentando ayudarles y ellos seguirán con el mismo patrón de comportamiento una y otra vez.

Tener la esperanza de que tu pareja tóxica se va a poner en tratamiento, se va a quitar la coraza y vas a poder estar junto a ella y ser felices, es la mejor manera de estar permanentemente enterrado en vida.

 

La mayoría ni siquiera serán capaces de reconocer que tienen una armadura puesta, y seguirán así el resto de su vida, atrapados en ese estado que les proteje, pero que les impide vivir una relación de verdad con las personas que tienen cerca, y que daña a todo aquel que intenta acercarse a ellos.

Es por eso que debemos aprender a distinguir de lejos cuando una persona está en este modo, y a alejarnos rápidamente de ella para no salir dañados.

 

A una persona sana no hay que explicarle que no debe tratar a los demás como objetos, no hay que explicarle que los demás también tienen sentimientos y hay que intentar no herirlos, no hay que explicarles lo que es la empatía, ni tienes que explicarles que cuando te tratan como a una mierda tú sufres.

No hay que explicárselo porque sus padres, cuando eran pequeños, se lo inculcaron día a día desde que eran bebés. Y si por un casual vulneran un límite tuyo, bastará con que se lo digas UNA SOLA VEZ, para que modifiquen su conducta y no vuelvan a hacerlo.

En cambio, a una persona que ha visto como sus padres disctuían todos los días y se agredían constantemente, para una persona que ha sido abusada en su niñez, para ella esto va a ser perfectamente normal, y será lo más normal cuando lo haga contigo.

 

¿PODEMOS TODOS SER TÓXICOS EN ALGÚN MOMENTO?

Sí. Cualquier persona puede ser toxica en un momento determinado de su vida. Debido al estrés por ejemplo, podemos convertirnos en personas irascibles y agresivas, hay multitud de circustancias en la vida que pueden hacernos ir al límite.

Sin embargo, en una persona sana, serán episodios puntuales, con un principio y un final.

En cambio, las personas tóxicas tienen este comportamiento como modo de vida. Es su manera de relacionarse con el mundo, no un capítulo aislado.

– No te gritan porque están tensos en el trabajo, sino porque creen que esa es la manera correcta de relacionarse contigo.

– No te dejan tirado porque han tenido un mal día. Lo hacen porque creen que cada uno debe solucionarse sus propios problemas.

– No descuidan tus necesidades por olvido, lo hacen porque para ellos lo importante son sus necesidades y no las tuyas.

 

Y lo más característico de todo, nunca suelen darse cuenta de que están operando desde esa coraza, lo que los hace más tóxicos aún. Es como el asesino que mata plenamente convencido de que está obrando correctamente. Ellos creen a pies juntillas que actúan bien, asi que tratan de imponerte su realidad particular.

 

¿CUANDO SE GENERA UNA RELACIÓN TÓXICA?

Cuando uno de los dos integrantes es una persona tóxica automaticamente va a transmitir su problemática a la otra persona. Proyectarán sobre ella sus miedos, carencias y jueguecitos.

A partir de este momento, entrarán en juego dos factores (de hecho, toda la bibliografía mundial sobre este tipo de relaciones podría resumirse en esto):

– Que la pareja no tóxica sepa advertir las banderas rojas.

– Que posea unos límites fuertes y los haga cumplir cortando la relación.

 

Estas dos características son las que nos mantienen alejados de este tipo de individuos.

En cambio, si la persona tóxica es capaz de arrastrar a su pareja a su terreno de juego, entoces comienza la relación toxica propiamente dicha. En este caso la situación se complica, ya que la persona abusiva será experta en encandilar rápidamente con su máscara. Entrará en juego el enamoramiento y a partir de ahí será mucho más dificil pensar con claridad y gestionar la situación.

Ni que decir tiene, que si ambos integrantes de la relación son toxicos, entonces se producirán explosiones nucleares. Son esas parejas que se insultan abiertamente delante de los demás, se destrozan el coche un día y al dia siguiente anuncian que van a casarse, se agreden físicamente…

 

CONCLUSIÓN

Es importante que entiendas algo fundamental.

Cada persona es la única responsable de su desarrollo emocional. Tu eres responsable del tuyo, y esa persona tan encantadora e intensa, pero que te hace tanto daño, es responsable del suyo.

A veces cometemos el error de creer que podemos “arreglar” a la otra persona para después poder estar con ella y tener una vida de fábula. Este es el pensamiento que nos mantiene enganchados el 99% de las veces en una relación de este tipo.

Ya no somos adolescentes, a partir de cierta edad, hay asignaturas emocionales que debemos tener ya aprobadas hace mucho tiempo.

Si todavía tienes que explicarle a alguien con 40 años lo que es la empatía, voy a decirtelo claro. Es mejor que la dejes.

Esto es algo que debería haber aprendido cuando sus padres lo criaron, y en el peor de los casos, cuando llegó a su edad adulta.

Aprender que los demás también tienen sentimientos y necesidades no se asimila de un día para otro. Una persona que ha sido capaz de ver a los demás como objetos para su disfrute, tiene un sistema operativo totalmente diferente al tuyo. Y esto no se soluciona instalando una aplicación nueva. Hay que formatear todos los programas e e instalar un sistema operativo nuevo y actualizado, y eso lleva años y años de dura terapia.

Vivimos en un mundo complejo, nadie está a salvo de haber recibido una educación tóxica, ni es culpa suya. Sin embargo, a todos nos llega un momento en nuestras vidas en las que tenemos madurez suficiente para detenernos, evaluar la educación que recibimos, y decidir lo que mantenemos y lo que modificamos.

A día de hoy existen infinidad de recursos de muy fácil acceso, para aquella persona que está dispuesta a mejorar. Los mejores libros de cada temática puedes encontrarlos por menos de 10 euros o incluso gratis en internet. Las terapias psicológicas son cada vez más asequibles y hay cursos de coaching por doquier.

Pero para esto, como ya dije, antes hay que dar el primer paso, y es reconocer que hay algo que mejorar. Y esto es algo que la mayoría de ellos nunca harán…


16 commentarios

David1976 · 23 febrero, 2020 a las 10:28 am

Muy buenas David. He llegado a tu blog buscando respuestas y tengo que darte las gracias por abrirme los ojos. Contaré mi caso por si pudiera servir de ayuda a otra persona que como yo venga buscando ayuda.
He convivido 10 años, los dos últimos casado, con una mujer TLP. Al principio es tal y como lo describes. Jamas me habían hecho sentir así. No sólo era declaraciones de su amor incondicional o de que jamás habia encontrado alguien como yo. Me hacia regalos carisimos (luego vi que era su forma de mostrar algo de cariño. Ella no podia darte un abrazo o decirte nada amable y lo suplia de esta manera). A los dos meses ya entró en mi casa y una vez se sintió cómoda empezo el infierno. Riñas por cualquier bobada, ira y agresiones contra mí, amenazas, etc. Nada que no se haya dicho ya aquí. Aguanté 4 años y la dejé. Duré solo 5 meses sin ella. Volví a verla y me dijo que estaba en tratamiento y la verdad que era otra persona, o eso me hacia creer.
Volvimos y fue mas de lo mismo. Me casé con la falsa ilusión que así le daría estabilidad y estaría bien. Nada. No habia nada que hacer.
Me convertí en su sirviente, su chofer y su recadero. !Pobre de mi como faltase en casa leche sin lactosa! !Ay como le dijera que en la calle hacía frio y ella saliera abrigada y pasara calor!.
Y la historia termina con un dia a finales de enero en que me dice que ha conocido a otro y que se va a vivir con él
El día 21 firmamos muy a su pesar el divorcio y el dia 1 dice que hará la mudanza y se irá. Yo me he apartado porque su trato hacia mí ha sido peor que nunca. Buscando provocarme y tratando de hacerme daño.
Al leer los articulos del blog de David llegue a comprender porqué actuan así y como son en realidad y que son causas perdidas. No te quita el sufrimiento, pero te sirve para querer alejar a esas personas.
Muchas gracias a David por su blog y a todos los que comentan porque realmente ayuda mucho el por lo menos comprender.
Un saludo y mucho animo a tod@s los que estamos pasando por estas situaciones

David · 23 febrero, 2020 a las 9:54 pm

Hola David, y gracias por compartir tu experiencia con nosotros. Me alegra que el blog te esté sirviendo de ayuda.
Estar con un TLP es el infierno mismo, te entiendo perfectamente. Separarte de ella va a ser lo mejor que te pueda pasar en la vida, vas a volver a nacer.

Como tu ya has descubierto su juego, ella lo sabe y ya no puede seguir explotandote a base de manipulaciones y engaños, por lo que tiene que buscar a una víctima nueva que no esté al tanto de como es ella en realidad debajo de su máscara.

En cuanto a sus últimos ataques, claramente está buscando culparte de cualquier cosa por pequeña que sea, para irse convencida de que la culpa de todo es tuya. Son así de tristes, necesitan a alguien a quien culpar de sus miserias, alguien que cargue con su pesada mochila.

Te recomiendo que en cuanto te sea posible apliques el contacto 0. Ten cuidado porque es posible que te utilice para triangular con la otra persona, o que le salga mal e intente hacerte un Hoovering. Ante todo ello, la respuesta debe ser de contacto 0.

Un abrazo y mucha fuerza, si necesitas algo puedes escribirme.

    Alberto · 25 febrero, 2020 a las 11:03 am

    Hola David1976, realmente son así (las personas narcisistas encubiertas en mi caso), y como se te ocurra a ti dejarlas antes te van decir que quieren arreglarlo, pero simplemente para dejarte luego ellas a ti de la manera más dolorosa que puedas imaginar.

    En mi caso, 9 diás después de que ella me dejara definitivamente (fue ella la que hace un mes quiso intentarlo de nuevo) ya me dejó caer de que había conocido a otro y estaba muy ilusionada. Como ya me dijo David seguramente sea mentira, en cualquier caso, si es mentira o verdad es demuestra su personalidad narcisista, si es mentira por el daño que intenta causar y si es verdad pues porque eso ya roza la enfermedad pura y dura.

    Alégrate por haberte librado de una persona así.

    Saludos.

      David1976 · 26 febrero, 2020 a las 9:47 am

      Gracias Alberto. Por lo que he podido leer de otras personas si que veo que pese a que pueden tener sus propias particularidades. Todas estas personas tóxicas tienen un mismo patrón de comportamiento que es acabar hundiendo, da igual de que manera, a la persona que tienen al lado.
      Lo que más duele es el tiempo perdido y las mil penurias que uno pasa para ver que has estado sufriendo por alguien que ni tan siquiera existe y que sólo ha estado actuando para mantenerte ahí solo por su interés.
      Pero bueno. Hay que aprender de estas situaciones aunque sea a base de llevar palos. Y una última cosa que también he observado y ya no solo en personas toxicas y que se puede generalizar a todod el mundo. Cuando insisten tanto en proclamar a los cuatro vientos lo bien que va todo y lo maravillosa que es la vida…Amigo mio, desconfía. No es oro todo lo que reluce y me apostaría algo bueno a que mas bien es todo lo contrario.
      Un saludo Alberto y animos para ti tambieb

      David · 3 marzo, 2020 a las 5:53 am

      Totalmente cierto. Es así como actúan. No pueden consentir que seas tu el que deje la relacion. Tienen que ser ellos los que tomen la decision ya que se ven a ellos mismos como todopoderosos y a tí, su súbdito.
      Es por eso que si les dejas sin previo aviso, pueden quedarse bastante descolocados (otros tendran aplomo y sabran esconderlo perfectamente). Es en ese momento cuando intentan hacerte un hoovering, aunque solamente sea para volver a hacerte daño y demostrarse a ellos mismos que tienen el poder. Son así de enfermos.

Angel · 5 mayo, 2020 a las 12:30 pm

Buenos días:

Al igual que otros de los que han comentado, agradezco mucho las molestias que te has tomado David por compartir con nosotros tu experiencia. Yo soy otro mas. Tras 5 años de relación, 2 viviendo juntos he decidido poner fin a esta tortura. En pleno confinamiento.

Lo más curioso es que al igual que David, el capitulo final ha ocurrido por la muerte de mi padre por coronavirus. Tras mil discusiones sin sentido, tras muchas noches de sofa, tras muchos ataques de ira sin sentido, tras amoldarme totalmente a sus gustos y sus cambios de caracter, tras haberla dejado decenas de veces y volverme atrás por pena… Dije basta.

Me había convertido en su terapeuta personal, me daba pena, tenía claro que el daño lo causaba la enfermedad pero todos tenemos un límite. Por supuesto que hubo buenos momentos, pero no se puede vivir con una persona cuyas reacciones son impredecibles. No puedes hacer planes para deshacerlos en el último momento. No puedes estar haciendo el viaje de tu vida, el fin de semana de tu vida, la cena de tu vida y de repente, convertirse, así sin más, en la peor experiencia de tu vida…
Francamente lo siento por ellos, su vida es un desastre. Se esfuerzan, saben que tienen el problema, pero aun así no pueden… tarde o temprano cargan contra ti… te castigan, te odian, vacían su infierno contra ti.. Así es imposible.

Animo a Todos. Es una experiencia dura, pero tremendamente enriquecedora, para conocernos mejor y dar gracias de que nosostros no tenemos que convivir con eso toda la vida.
De todo se sale y cuidado con no recaer….
Angel.

    David · 5 mayo, 2020 a las 7:50 pm

    Hola Angel. Lamento muchísimo lo de tu padre. En efecto, a veces despertamos cuando ocurre una situacion como esta, y nos damos cuenta de que ellos jamás estaran alli cuando los necesitemos.

    No puedo estar mas de acuerdo contigo. Puede que se esfuercen y pongan algo de su parte, pero su sistema operativo esta tan integrado en ellos que es imposible cambiarlo, produciendo tremendo daño a las personas que intentan estar con ellos. Permanecer a su lado es una garantía de sufrimiento continuo e inagotable.

    Me alegra mucho que hayas sido capaz de cortar con esa situación, se que te alegrarás cada dia de tu vida por haber tenido la valentía de hacerlo.

    Un abrazo muy fuerte!!

      Angel · 6 mayo, 2020 a las 10:53 am

      David me he quedado sorprendido de tu respuesta inmediata… Me da pie a contar un poco a todos mi historia peronal, por si puedo ayudar a alguien como tu me has ayudado a mi.

      Yo me divorcié hace casi 6 años. Una relación larga de mas de 20 años. Muy buena relación, ninguna discusión, ninguna noche de sofa, jamás un grito. Un hijo en común. Ella me dejó a mi, porque nuestros caminos se separaron. Yo me quedé destrozado… Era tal mi angustia vital que a través de Internet conocí a una chica… y cometí el gran error. Ahora empieza lo que David nos cuenta de manera tan clara. Yo era un corderito y ella una Leona experimentada. Yo era hombre de una sola mujer y ella había tenido muuuuuuchas relaciones.

      Se enamoró de mi al segundo día. Empezamos a convivir, en su casa o en la mia, desde el principio. Yo estaba terriblemente mal por mi separación y aunque siempre he sido una persona muy segura de mi mismo, hacía conmigo lo que quería. Me amolde a todos sus gustos, me adapte a todas sus «rarezas».. Creo que al principio me valía cualquier cosa.

      Con el paso del tiempo yo me fui curando de mi ruptura anterior y empecé a ser persona otra vez. Tengo muchos amigos (por suerte), buena vida social y círculos del deporte. Resurgí poco a poco. Siempre en el horario que ella trabajaba, como sin molestar, empecé a retomar mi vida. Ella seguía con sus manías, sus ataques de ira, su necesidad de hacer sexo casi como cura medicinal ante sus vacíos etc.

      Gracias a esto, me di cuenta que lo que le pasaba no era normal. Me documenté y leí. Al principio pensé que era ciclotimia. De alguna manera le transmití a ella que tenía un problema. Ella se preocupaba por meditar, por trabajar su problema… Pero aunque yo me esforzaba a lo bestia, cuando venía el problema, entraba en su agujero personal y en muchas ocasiones, tras varios días de sufrimiento, de atacarme por chorradas, de herirme con lo que sabe que me dolía y contoda mi comprensión y cariño… terminaba con un ataque de ira hacia mi por cualquier motivo, con una agresividad fuera de lugar, agradeciendo que soy el hombre y que tengo mas fuerza que ella para contenerla. Intolerable.

      Al final, hace un año, descubrí el TLP. Entendí que mi pareja, sin diagnostico, era TLP o llamalo X, pero encajaba con muchos de los sintomas. He estado ayudándola en todo lo que he podido. Yo quería curarla. Como soy humano y no tengo poderes, ha sido imposible. Se acabó.

      Ahora, como es lógico, siento su ausencia, pero por mi hijo, por mi, por la vida, no podía tolerar mas esa educación para mi hijo, esa falta de respeto, esos ataques de ira a voces a las 3 de la mañana. Sin respetar mi trabajo, mis responsabilidades, SIN TENERTE EN CUENTA, ya sabéis, ella, ella y ellla, siempre.

      Por ahora solo hubo contato los 2 o tres primeros días después de irse de mi casa. Yo bien no he respondido, bien he respondido de manera fría y distante y dejando claro que la separación es definitiva.

      Después de eso encontré tu Blog David y siempre es un alivio comprobar que hay otros como yo.

      Bueno, espero no haberos aburrido. Ojala pudera ayudaros a todos los que os habéis encontrado con alguien así, porque se les quiere pero eso no es vida.. Creo que debemos querernos a nosotros y cuidarnos. Yo no he sabido vivir solo en mi vida, han estado mis padres, mi hermano, mis amigos, mis parejas y ahora, ya madurito, entiendo que debo aprender a vivir solo y luego ya se verá.

      Un abrazo.

Narciso · 6 mayo, 2020 a las 5:55 pm

Tu lectura reconforta. Acabo de dejar mi relación de pareja y tus textos me han ayudado a entender este perfil. Me identifico con cada uno de los textos. Un saludo y esperando un nuevo post.

    David · 7 mayo, 2020 a las 10:32 am

    Hola Narciso. Me alegra que el blog te sea de ayuda en esta situación. Por circunstancias personales no he podido publicar nuevos artículos pero tengo en mente varios temas que tratar.

    Un abrazo y mucha fuerza. Nos vemos pronto!

Luisa · 25 mayo, 2020 a las 5:33 pm

Hola David!

Lo primero felicitarte por este maravilloso blog, ayudar a las personas de esta forma tan altruista y con esta dedicación es sin duda admirable, gracias por al menos encarrilar a quien tiene un problema y acaba en un blog como este al final la experiencia es de algo vivido es un tesoro para alguien que lo está viviendo.

Yo quiero exponer mi caso porque tengo dudas. Acabo de dejar a mi pareja por sexta vez y es la primera vez q me atrevo a poner contacto 0 y ha sido ayer mismamente.
A modo de resumen se trata de una mujer con la que comencé una relación estando casada con dos hijas, la cual se extendió durante dos años y medio en infidelidad. Soy 11 años más joven q ella es mi primera relación y para ella es su primera relación homosexual.
Pra mi desde que la relación comenzó no he estado del todo a gusto sabía q algo pasaba peor todo lo achacaba a la situación de clandestinidad y al pesar de estar haciéndolo mal. Tras tomar la decisión de divorciarse (obligada porque él no podía más) yo pensaba q iba a ocupar el espacio en su vida de pareja y todo iba a coger normalidad. Ahí comenzó un periodo duro de culpabilidad y para ella de horror por la separación q nos hizo acabar a las dos en psicólogos. Al año después yo decidi dejarlo por primera vez porque empecé q sentir q a parte de que fuese un secreto había mas cosas q iban mal y es cuando empecé a descubrir aspectos relacionados con persona tóxica y narcisista. Ella escudándose en llevar muchos años dedicados a su anterior pareja e hijos se preocupa solo por ella y su bienestar. Cuando la relación comenzó quiso apartarme de todo el mundo, ninguna de mis amistades le caen bien para todas tiene críticas absurdas, da igual q tipo de persona sean ninguna le cae bien. Sobre mi familia es igual, se cree mejor que ellos por ser más humildes me dice q yo soy la única q se salva q menos mal que no me parezco a ellos y ha llegado a crearme ese pensamiento a mi, he llegado a pensar yo tb q no tenia nada q ver con mi familia, horrible… nunca me pregunta por mi vida, le pido siempre q me escuche no le interesa nada ni presente ni pasado y cuando lo hace porque se lo he pedido, a mi me resulta forzado. No se alegra por mis logros, no muestra alegria por el día de mi cumpleaños, no veo felicidad en sus ojos, si es un acto se pierde entre la multitud es como si le molestase. Siento q tiene como una coraza q nunca se quita como q disimula sus sentimientos es hiperactiva y dice q lo hace para no pensar. Está en una guerra con sus hijas adolescentes sus conocidos y familiares dice q no la reconocen a pesar de que hasta su exmarido le ha perdonado la infidelidad, nos apoya y trata de ayudarla y ella todo lo achaca su vida pasada, a q ahora tiene q mirar por ella. Respecto a mi me reconoce q se desvivió con su anterior pareja q le puso en un pedestal y q no quiere que vuelva a pasarle pero yo siento q no me lo merezco. Todas las veces q hemos vuelto intenta cambiar las cosas q me molestan peor no dura mas de dos semanas, después vuelvo a estar atrapada solo doy doy doy y recibo migajas y cuando quiero volverme a ir siempre la culpa es mía y no es verdad nada de loq digo.
Por otro lado yo he acabado siendo tóxica tb estoy absolutamente obsesionada con la relación y con su vida mi vida no existe y a ella no le importa mientras viva la suya y como encima no recibo la atención y el cuidado equilibrado al que yo doy pues la exijo, me enfado si hace cosas sin mi, si sigue sin presentarme a su familia después de 5 años, cuando discutimos la ira se apodera de mi y siento q yo tb soy tóxica. Ella se victimiza siempre y yo soy muy muy sensible y empatica cosa q ella es todo lo contrario y siempre me gana.
Ha cambiado un poco últimamente peor yo ya estoy agotada porque llevo 5 años triste sin ganas de nada sin proyectos individuales, y sinceramente no sé si todo esto es por lo que ha vivido y se puede recuperar y volver a ser la persona maravillosa q su ex pareja me dice que ha sido o estoy perdiendo el tiempo.
Me sabe mal irme porque me chantajea con q le he destrozado la vida con que lo dejo todo por mi y aunque yo le hago bien cuando estamos juntas porque la cuido y está feliz a mi me hunde. Como tb he leído el sexo es muy bueno y es un enganche peor obviamente ya no me compensa. Crees q es una racha y que puede cambiar y darme una relación sana como me merezco?

Muchas gracias

    David · 25 mayo, 2020 a las 8:48 pm

    Gracias por tus palabras Luisa. Te entiendo perfectamente porque yo en su día me encontré efectivamente un tesoro en los testimonios de ex parejas de TLP. Me ayudaron muchísimo a aliviar todo el dolor que yo sentía en aquel momento. De hecho, de aquella experiencia nació este blog. Quería ayudar a personas que estuvieran pasando lo mismo que yo en su día.

    En cuanto a tu caso, voy a copiarte aquí tus propias palabras para que las releas:

    «Acabo de dejar a mi pareja por sexta vez»

    «Solo doy y doy y recibo migajas»

    «Estoy agotada porque llevo 5 años triste sin ganas de nada, sin proyectos individuales»

    Creo que si te detienes y sopesas estas palabras detenidamente, tu misma te vas a dar cuenta de que ya va siendo hora de que tu vida tome un nuevo rumbo.

    Las personas que nos involucramos con parejas tóxicas y tendemos a quedarnos ahí atrapados (y te lo digo yo que he sido el primero), cometemos el error de la fe inquebrantable en que las cosas pueden mejorar.

    Creo que era un libro de Walter RIso en el que venía a decir que en este tipo de relaciones, la esperanza era lo primero que había que perder. Yo sinceramente por lo que cuentas, veo una persona muy tóxica. Para empezar ella tuvo una relación contigo engañando a su pareja de aquel entonces. ¿Como puedes confiar en que no va a hacer lo mismo contigo?.

    Después de la ruptura con su pareja, ella debía pasar una fase de duelo y de sacar ciertas conclusiones personales, pero al solapar una relacion con otra esta fase directamente no existe. Esto te provocó unos daños colaterales que no tenías por que haber pasado.

    Por lo demás, veo rasgos narcisistas en su personalidad. El hecho de estar todo el día ocupada en actividades lo conozco muy bien y lo utilizan las personas que tienen un gran malestar dentro para poder huir de el (como les ocurre a los narcisistas). Estar con una de estas parejas, conlleva a acabar en un estado como en el que ahora te encuentras, desgastada, confundida y sintiendote culpable.

    Desde mi punto de vista, esta relacion te está perjudicando tremendamente, pero ahora mismo tu cerebro está cableado y no puede verlo. Es lo que se llama FOG (niebla en inglés, porque no puedes ver la realidad), que son las siglas de Fear, Guilty, Obligation. Bajo su influjo te sientes dominado por estas emociones, y hasta que no eres capaz de alejarte de ellos no vas a poder ver con claridad que todos los problemas vienen de su manera de ser.

    Para entender la dinámica de la relación que me cuentas, puedes leer si quieres el Síndrome del Imán Humano. Tienes los detalles en la sección de biblioteca. En él entenderás que papel estais jugando cada una en la relación, y sobre todo, como actuar ante este tipo de personas. Para mí es uno de los mejores libros que he leido sobre las relaciones.

    Finalmente, no recuerdo en qué articulo escribí algo así como que esperar a que tu pareja tóxica entienda tus necesidades, cambie y tengais una relacion de fábula es la mejor manera de permanecer enterrado en vida. Pues eso, y te lo digo yo que lo he intentado por activa y pasiva hasta que me di cuenta de que era imposible, que ellos seguían igual mientras tu te hundías cada vez mas.

    No lo consientas. Tu vida es tuya y solo se vive una vez.

      Luisa · 26 mayo, 2020 a las 6:43 am

      Muchas gracias por tus palabras. La verdad lo tengo bastante claro aunque siempre te queda alguna duda porque te parece increíble querer a alguien q te esta haciendo daño. Tiene razón en q estoy nublada de hecho esta cuarentena donde no nos hemos visto ha sido la vez que me ha hecho ver más claras las cosas pero tb leí no sé dónde en tu blog que las personas buenas vamos a psicólogos y leemos libros de autoayuda para sobrevivir de las personas malas y así me siento durante años pensando que puedo cambiar para que la situación cambie y tras todos los Problemas evidentes que ella tiene no hace prácticamente nada por cambiar, es más, va a un psicólogo donde le cuenta cosas selectivas, por ej Creo que aún ni le ha contado que fue infiel, o si lo ha hecho ha sido hace poco después de meses de terapia. Tarde o temprano saldrá adelante pero ahora lo primero y único importante es salir yo.
      Muchas gracias de corazón por la labor que haces

David · 26 mayo, 2020 a las 8:21 am

De esto trata precisamente el libro. ¿Por qué queremos a quienes nos hieren?

Es sorprendente como todo ello tiene una explicación lógica y como se genera una relación tóxica pero que perdura en el tiempo. De hecho, en este libro hay una parte donde habla de como este tipo de personas buscan a terapeutas que no les confrontan, que nunca cuestonan sus comportamientos. Con ellos se sienten cómodos en la terapia ya que nunca van a poner de manifiesto que el problema puedan tenerlo en sí mismos.

Generalmente una de estas relaciones te acaba agotando, mientras que la otra persona sigue exactamente igual. Por eso, llega un momento como bien dices en el que tienes que salvarte tu y olvidarte de la otra persona. La unica manera de que esta gente no nos perjudique es saber detectarlos cuanto antes y después sacarlos de nuestras vidas. No existe otra manera. SI te involucras con ellos acabas siempre perdiendo.

Daniel · 2 junio, 2020 a las 5:54 am

Tal y como lo escribes a mí también me sucede en su momento lo que dices tienes toda la razón gracias a que ya la situación me empezó a desbordar y llego un momento en que pensé que igual lo tenía parte de culpa pero me puse en manos de un psicólogo muy bueno además y totalmente gratuito en un centro de ayuda me abrió los ojos puse en práctica con la primera visita lo que me dijo de automáticamente esta persona se percato de la situación y aunque intento que continuará gracias a lo que me dijeron y sobre todo a fuerza de voluntad psicológica a día de hoy es una persona bastante alejada de mi vida aunque hay algún día que me molesta pero yo vuelvo a mantener mis ideas y mi fortaleza y el tema se zanja rápidamente la verdad es que a nivel sentimental este tipo de personas son muy peligrosas

    David · 4 junio, 2020 a las 8:32 pm

    Hola Daniel.

    Me alegro de que encontraras a un buen terapeuta y te ayudase a quitarte la venda. Una vez que despertamos y alcanzamos el punto de no retorno, no hay marcha atrás. La revolución ha comenzado.

    Una vez que conseguimos ver lo que hay detrás de su máscara, ya no queremos volver a estar con ellas, cuando comprobamos lo que hay debajo del bonito envoltorio del que tanto presumen.

    Mantente fuerte y no le permitas volver a entrar en tu vida. Has hecho muy bien actuando así.

    Un abrazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!